Diferentes tipos de alimentación de los animales

Diferentes tipos de alimentación de los animales

Existen casi tantas formas de conseguir el alimento como animales diferentes. Una primera clasificación nos permitiría separar a los animales en: micrófagos: capturan su alimento en porciones dispersas en el medio, sin apenas seleccionarlo; y macrófagos, que seleccionan presas más grandes en el medio y deben, por tanto, buscarlas activamente.

La distinción entre micrófagos y macrófagos, más que en el tamaño absoluto del alimento, está en la forma de capturarlo y en las dimensiones relativas del animal y de su alimento. Por ejemplo, una ballena es micrófaga, porque retiene pasivamente en su filtro bucal crustáceos de 5 cm de largo.

Micrófagos

Todos los micrófagos suelen tomar, con el alimento, partículas del medio en que viven: si ese medio es líquido, reciben el nombre de filtradores; si es sólido, se les llama sedimentívoros. Un tercer grupo son los que viven sobre su propio alimento, arrancando fragmentos pequeños (raspando, paciendo, royendo...). Por último, los hay que toman sólo alimento líquido.

  • Los animales filtradores pasan por un tubo digestivo porciones no seleccionadas del medio en que viven, aprovechan las partículas de materia orgánica y expulsan el resto. Esto sólo es posible en el medio acuático.
  • Los sedimentívoros toman material suelto que contiene minerales y otros materiales no digeribles, junto a organismos vivos y detritos asimilables. Los sedimentívoros estrictos no son frecuentes en el medio terrestre: sólo las lombrices pueden considerarse tales. En el medio dulceacuícola son mucho más frecuentes. Hay anélidos y lamelibranquios, así como larvas de insectos. Desde el punto de vista ecológico son muy importantes, porque asimilan material que, en general, ha llegado al agua desde otros ecosistemas. En el mar son muy numerosos los animales bentónicos que se sustentan de sedimento: holoturias, peces, crustáceos decápodos, anélidos, etc.
  • Micrófagos de superficie: Muchos animales se alimentan desprendiendo pequeños organismos de la superficie del sustrato sólido, o bien arrancando trozos de material alimenticio. A este mismo grupo pertenecen todos los animales que parecen la vegetación, así como los animales marinos que comen corales, etc. Se consideran micrófagos porque la búsqueda y selección del alimento exige muy poca actividad.

Tampoco exige mucha actividad la alimentación de los herbívoros. Se suelen alimentar de plantas que son mayores que ellos, de forma que van desprendiendo porciones de las mismas y se comportan como micrófagos, desde las orugas y saltamontes hasta los grandes herbívoros, como la vaca.

Macrófagos

Los macrófagos persiguen activamente y atrapan presas, generalmente también móviles, de un tamaño semejante al propio. Una vez cazadas, las engullen enteras o después de despedazarlas, a veces perforando su piel y chupando su contenido o también, en algunos casos, practicando una digestión exterior al cuerpo. Aunque cuantitativamente representan poco en el ecosistema, el número de especies suele ser muy elevado. Cuando caracteres comunes todos: presentan visión muy precisa (ojos grandes, buena apreciación de las distancias) y gran facilidad de movimientos.

Preguntas y Respuestas

¿Cómo se clasifican las formas de conseguir el alimento como animal?

Existen casi tantas formas de conseguir el alimento como animales diferentes. Una primera clasificación nos permitiría separar a los animales en: micrófagos: capturan su alimento en porciones dispersas en el medio, sin apenas seleccionarlo; y macrófagos, que seleccionan presas más grandes en el medio y deben, por tanto, buscarlas activamente.

¿Cuál es la distinción ente micrófagos y macrófagos?

La distinción entre micrófagos y macrófagos, más que en el tamaño absoluto del alimento, está en la forma de capturarlo y en las dimensiones relativas del animal y de su alimento. Por ejemplo, una ballena es micrófaga, porque retiene pasivamente en su filtro bucal crustáceos de 5 cm de largo.

¿Qué suelen tomar los micrófagos?

Todos los micrófagos suelen tomar, con el alimento, partículas del medio en que viven: si ese medio es líquido, reciben el nombre de filtradores; si es sólido, se les llama sedimentívoros. Un tercer grupo son los que viven sobre su propio alimento, arrancando fragmentos pequeños (raspando, paciendo, royendo...). Por último, los hay que toman sólo alimento líquido.

  • Los animales filtradores pasan por un tubo digestivo porciones no seleccionadas del medio en que viven, aprovechan las partículas de materia orgánica y expulsan el resto. Esto sólo es posible en el medio acuático.
  • Los sedimentívoros toman material suelto que contiene minerales y otros materiales no digeribles, junto a organismos vivos y detritos asimilables. Los sedimentívoros estrictos no son frecuentes en el medio terrestre: sólo las lombrices pueden considerarse tales. En el medio dulceacuícola son mucho más frecuentes. Hay anélidos y lamelibranquios, así como larvas de insectos. Desde el punto de vista ecológico son muy importantes, porque asimilan material que, en general, ha llegado al agua desde otros ecosistemas. En el mar son muy numerosos los animales bentónicos que se sustentan de sedimento: holoturias, peces, crustáceos decápodos, anélidos, etc.
  • Micrófagos de superficie: Muchos animales se alimentan desprendiendo pequeños organismos de la superficie del sustrato sólido, o bien arrancando trozos de material alimenticio. A este mismo grupo pertenecen todos los animales que parecen la vegetación, así como los animales marinos que comen corales, etc. Se consideran micrófagos porque la búsqueda y selección del alimento exige muy poca actividad.

Tampoco exige mucha actividad la alimentación de los herbívoros. Se suelen alimentar de plantas que son mayores que ellos, de forma que van desprendiendo porciones de las mismas y se comportan como micrófagos, desde las orugas y saltamontes hasta los grandes herbívoros, como la vaca.

¿Qué persiguen los macrófagos?

Los macrófagos persiguen activamente y atrapan presas, generalmente también móviles, de un tamaño semejante al propio. Una vez cazadas, las engullen enteras o después de despedazarlas, a veces perforando su piel y chupando su contenido o también, en algunos casos, practicando una digestión exterior al cuerpo. Aunque cuantitativamente representan poco en el ecosistema, el número de especies suele ser muy elevado. Cuando caracteres comunes todos: presentan visión muy precisa (ojos grandes, buena apreciación de las distancias) y gran facilidad de movimientos.


Entrada Creada Por El Autor:
- - ►☺ Derick Reyes ☺◄ - -

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente